Fabio Jakobsen (Deceuninck-Quick Step)
Fabio Jakobsen (Deceuninck-Quick Step)

El holandés Fabio Jakobsen ha dado sus primeras declaraciones después del duro accidente en el Tour de Polonia que lo mantuvo al borde de la muerte.

Fabio Jakobsen ha hablado por primera vez desde su accidente en el Tour de Polonia, revelando que estaba agradecido de estar vivo, y ha confirmado que tendrá varios meses de descanso forzado debido a sufrir una conmoción cerebral severa y para recuperarse por completo de las múltiples cirugías para tratar sus lesiones faciales.

Jakobsen se estrelló contra las barreras de la carretera en el final de la primera etapa del Tour de Polonia después de que el velocista del Jumbo-Visma Dylan Groenewegen se desviara de su línea en el sprint. El ciclista holandés fue puesto en coma inducido en el hospital mientras el personal médico luchaba por salvar su vida.

«Han pasado dos semanas desde mi accidente en Polonia. Los médicos y enfermeras de trauma en la línea de meta en Katowice me salvaron la vida, por lo que les estoy muy agradecido», dijo Jakobsen en un mensaje personal difundido por su equipo Deceuninck-QuickStep.

«Pasé una semana en la unidad de cuidados intensivos del hospital St. Barbara en Sosnowiec. Inmediatamente me operaron durante cinco horas y me dieron la oportunidad de vivir. Estoy muy agradecido con todos los empleados de este hospital».

«Fue un período difícil y oscuro para mí en la UCI, donde tenía miedo de no sobrevivir. Gracias en parte a la organización detrás del Tour de Polonia y a mi equipo Deceuninck-Quick Step; mi familia pudo estar cerca de mí, lo que me dio mucha fuerza», añadió el ciclista holandés de 23 años.

Jakobsen fue trasladado de Polonia a Holanda la semana pasada, y en fotografías quedo plasmado como fue capaz de ir caminando desde una ambulancia a un avión privado. Pasó algún tiempo en el Centro Médico de la Universidad de Leiden en el centro de Holanda, pero ahora está en casa.

«Paso a paso puedo empezar a vivir de forma más independiente. Actualmente estoy en casa, donde las heridas de mi rostro y mis lesiones pueden seguir recuperándose», dijo, plenamente consciente de que afronta una larga recuperación.

«Tengo que descansar mucho en los próximos meses debido a una conmoción cerebral severa. En las próximas semanas y meses, me someteré a múltiples cirugías y tratamientos para reparar las lesiones faciales».

Fabio agradece a todos los que le enviaron mensajes de apoyo y al personal médico en Polonia, del equipo Deceuninck-Quick Step y a los organizadores del Tour de Polonia, que ayudaron a su familia.

«Quiero que todos sepan que estoy muy agradecido de seguir vivo. Todos los mensajes y palabras de apoyo me han dado una fuerza tremenda. Paso a paso puedo mirar lentamente hacia el futuro, y lucharé por recuperarme», dijo Jakobsen.

«En particular, me gustaría agradecer al Dr. Rafael, que fue mi cirujano en Polonia, al Dr. van Mol, que estuvo presente como médico del equipo en Polonia, a Patrick Lefevere, que me acercó a mi familia y a Agata Lang y a mi familia, que, en nombre del Tour de Polonia, hizo muy bien en cuidar de mi familia».