Lance Armstrong

El norteamericano Lance Armstrong ha dado una larga entrevista a la cadena NBC en la que el ciclista texano afirma que ha aprendido mucho de los errores cometidos pero que lo volvería a hacer.

Lance Armstrong, el ex ciclista profesional estadounidense que fue despojado de sus siete títulos del Tour de Francia por dopaje, ha dicho que fue un error doparse durante su carrera, pero que «no cambiaría nada».

En una entrevista sincera con la red estadounidense NBCSN, el estadounidense dijo que la decisión de drogarse fue totalmente suya.

«No cambiaría nada», dijo Armstrong al entrevistador Mike Tirico en un video de la entrevista de 30 minutos en nbcsports.com, «porque estoy aquí hoy. Así que no cambiaría eso. Fue un error que llevó a más errores. Eso provocó el mayor colapso en las historia del deporte, pero aprendí mucho».

A Armstrong está suspendido de por vida del ciclismo y se le retiraron los siete títulos del Tour de Francia de su palmarés en 2012 luego de una investigación de la Autoridad Antidopaje de los EE. UU. Más tarde admitió haberse dopado a lo largo de su carrera en enero de 2013 en una entrevista con Oprah Winfrey.

En comentarios adicionales de Armstrong en la entrevista con NBCSN, el corredor de 47 años compara su experiencia de competir como ciclista profesional en Europa con una pelea de cuchillos en la que sus contrincantes llevaban armas.

«Sabía que iba a haber cuchillos en esta pelea», dice Armstrong. «No solo los puños. Sabía que habría cuchillos. Tenía cuchillos, y un día, la gente comienza a aparecer con armas. Entonces, cuando dices, ¿vuelvo a Plano, Texas, y no hacer nada? ¿O vas a la tienda de armas? Caminé a la tienda de armas. No quería ir a casa.”

«No quiero poner excusas por lo que hicimos o no habríamos podido ganar si ello», continúa. “Todo eso fue verdad, pero el dinero me detuvo. Fui el único que tomó la decisión sobre lo que hice, no quería irme a casa, hombre, quería quedarme».

Sin embargo, donde se muestra contrición, es cuando Tirico le pregunta si lamenta su comportamiento hacia aquellos que intentaron hacer trampa.

«Hicimos lo que teníamos que hacer para ganar. No era legal pero no cambiaría nada pese a que he perdido mucho dinero y he pasado de héroe a la nada. No cambiaría nada de la forma en la que he actuado. Quiero decir que lo volvería a hacer, pero esa es otra respuesta más larga».

«Lo primero, no cambiaría las lecciones que he aprendido. No habría aprendido nada si no actuase así. No habría sido investigado y sancionado si no hubiera actuado así. Si me dopo y no digo nada, nada de esto habría pasado. Es como si quisieran que me atrapasen, era una presa fácil».