Fernando Gaviria

Fernando Gaviria liderará al equipo UAE Team Emirates en Gent-Wevelgem el domingo y Alexander Kristoff ayudara al ciclista colombiano.

Cuando Gaviria firmó para el UAE Team Emirates antes de esta temporada, Kristoff dijo que esperaba que los directivos no lo vieran como un lanzador, porque sería bastante caro.

En febrero, su tono había cambiado, y estaba feliz de trabajar para Gaviria en los finales al sprint en el UAE Tour, proporcionando una plataforma de lanzamiento perfecta para que el colombiano consiguiera la victoria en la etapa 2.

El anterior ganador del Tour de Flandes y la Milán-San Remo habían dicho que estaba feliz de sacrificar sus oportunidades en apoyo del colombiano en las carreras llanas, pero sugería que los papeles se revertirían en las pruebas más rigurosas como las clásicas de primavera.

Gaviria participará en las principales carreras de un día durante las próximas tres semanas, a excepción de la E3 BinckBank Classic. Gent-Wevelgem, conocida ocasionalmente como una clásica de velocistas, le dará un dolor de cabeza al equipo UAE Team Emirates entre sus dos líderes.

“Si es un sprint, intentaré hacerlo”, dijo Gaviria después de terminar segundo en Tres Días de Brujas-La Panne, aunque era consciente de que la carrera rara vez es tan sencilla.

“Hace dos años, una fuga de dos disputo la victoria, hace tres años un grupo de cuatro. Necesitamos permanecer juntos y tratar de hacer un sprint masivo, o, si un grupo pequeño ataca, intente entrar con Kristoff o conmigo.”

Cuando se le preguntó si Kristoff estaba consciente y contento con su situación, el joven de 24 años dijo: “Sí. Si llego con buenas piernas, él me ayudará. Si llego cansado o Kristoff es más fuerte, lo ayudaré”.

“Lo hablamos en invierno. Normalmente, en el Tour de Flandes lo ayudaré porque es demasiado difícil para mí. Además, tal vez algunas etapas en el Tour de Francia sean más difíciles, así que no lo intento y será su oportunidad. Se trata de equilibrar.”

Allan Peiper, también nuevo en el UAE Team Emirates, es uno de los directores deportivos encargados de administrar a los dos corredores y el cual le dijo al portal de noticias Cyclingnews que los planes del equipo ya habían quedado claros entre todas las partes.

“Alexander y yo ya hablamos esta semana sobre tácticas para las Clásicas. Si Gent-Wevelgem se reduce a una carrera de 30 o 40 hombres, será para Gaviria, y Alexander hará su trabajo”, dijo Peiper.

Cuando se le preguntó si Kristoff estaba contento con esa situación, respondió: “Tiene que estarlo. Es una táctica de equipo, sucede en muchos equipos. Es una ventaja para nosotros tenerlos a ambos. No veo ningún problema allí.”

Si bien el caso de Kristoff por el liderazgo en el Tour de Flandes es más claro, sus comentarios del mes pasado sugirieron que, incluso en el caso de un gran final al sprint en Gent-Wevelgem, el tendría posibilidades. Como él lo ve, su poder de finalización permanece relativamente intacto, en comparación con un velocista puro como es el caso de Gaviria.

“Eso es posible”, dijo Peiper, señalando el sprint de Kristoff en Milán-San Remo el sábado. “Era solo para el puesto 14, pero parecía que tenía mucho poder allí, y eso fue una carrera de 300 kilómetros”.

Gaviria terminó en el puesto 15 en la Milán-San Remo, aunque el colombiano advirtió que no se podían sacar conclusiones.

“Sí, pero ¿por qué esprintaría? ¿Por los puntos? Bah, creo que el equipo me paga para ganar, no por los puntos. Creo. No lo sé. Tal vez el equipo quiera cinco o 10 puntos, no sé cuántos puntos obtienes por el puesto15.”

Aunque ambos corredores parecen entender la situación, y Kristoff ya ha demostrado este año su disposición a comprometerse, Peiper dijo que sería un ‘caos’ dejar que los ciclistas tomen las decisiones, e insistió en que el será la voz de la autoridad.

“Todo se trata de la administración, y el director da señales claras sobre lo que se espera. Por supuesto, si lo deja en manos de los corredores, será un caos, pero ese es mi trabajo asumir la responsabilidad, y lo haré”.