David Lappartient

El presidente de la UCI, David Lappartient, ha vuelto a enfatizar su intención de reducir aún más el tamaño de los equipos en la búsqueda de hacer de las carreras más emocionantes.

Lappartient ya ha conseguido la reducción del tamaño de los equipo en Grandes Vueltas de nueve a ocho en su mandato, pero está dispuesto a ir más lejos, reiterando sus intenciones en una reciente entrevista con el periódico francés Le Monde.

El francés buscará formar un comité llamado “Grupo de trabajo de atracción” conformado por equipos profesionales, patrocinadores y televisoras en la que abordaran el tema de las carreras “aburridas” y como con equipos más pequeños podría esto cambiar.

“Tenemos grandes carreras de un día, el escenario no está escrito de antemano, pero está claro que, especialmente en la carrera más grande del mundo, nos aburrimos un poco”, dijo Lappartient.

“Hay un consenso entre los corredores para no reducir su tamaño: los equipos, al menos los que los representan, porque quieren controlar la carrera; los ciclistas porque temen por su trabajo y por lo tanto su salario; Los organizadores porque al invitar a 25 equipos de seis corredores, eso es más infraestructura que 22 equipos de ocho.”

“Sin embargo, este es un tema que debe ponerse sobre la mesa. Un gran equipo puede controlar la carrera con ocho ciclistas, como lo hizo con nueve, pero seis? Así que no condenes inmediatamente esta idea.”

Lappartient también cree que la reducción adicional de los equipos es una cuestión de “voluntad política” y que la reciente prohibición del analgésico Tramadol es una prueba de que su administración puede hacer cambios en el ciclismo a pesar de la falta de consenso general.

El tamaño del equipo no es el único problema en la mente de Lappartient, y el presidente también manifestó su deseo de restringir el uso de los medidores de potencia y radios de equipo como otra forma de garantizar una carrera más abierta.

Lappartient también habló de la introducción de un ‘límite presupuestario’, aunque admitió que la UCI aún no había tenido discusiones sustanciales sobre el tema y que cualquier cambio sería ‘no tan fácil de implementar’.

Los mayores perdedores potenciales de un ‘límite presupuestario’ sería Team Sky, que pronto será conocido como Team Ineos. Sus costos operativos anuales se sitúan en la región de los 38 millones de euros por temporada, con informes que apuntan que 10 corredores en tienen contratos anuales superiores a 1 millón de euros.

Esto empequeñece los presupuestos de otros equipos WorldTour, como Dimension Data y Movistar Team, que según se informa gastan alrededor de 16 millones y 18 millones al año, respectivamente.

Si bien es poco probable que un límite presupuestario se establezca a un nivel tan bajo, sin duda ayudaría a lograr una mayor paridad entre los equipos profesionales.