Chris Froome (Team Sky)

Chris Froome ha descrito su hallazgo analítico adverso por salbutamol y su lucha para limpiar su nombre como «una situación horrible», pero insistió en que está trabajando duro para prepararse para la temporada 2018 en la que espera apuntar al Giro de Italia y un quinto Tour de Francia.

Froome hizo los comentarios el domingo por la noche durante una entrevista en vivo con la BBC desde la base de entrenamiento del Team Sky en Mallorca. Fue uno de los diez contendientes para la Personalidad Deportiva del Año de la BBC, pero terminó siendo séptimo en la votación pública.

Froome ganó la Vuelta a España 2017 añadiendo un cuarto Tour a su palmarés en julio. Sin embargo, 2000ng/ml de medicación para el asma llamado salbutamol, el doble de la cantidad permisible, se encontró en la orina de Froome en una prueba antidopaje después de la etapa 18 de la Vuelta a España 2017, el 7 de septiembre.

Ahora está luchando para salvar su victoria en la Vuelta y evitar una posible suspensión que podría significar que se pierda una parte de la temporada 2018, incluidos sus objetivos de Grandes Vueltas. Bajo las reglas antidopaje, se le permite competir hasta que la UCI decida su caso, pero podría perder las victorias que logre en ese momento si se descubre que ha infringido las reglas.

Froome ya ha dejado en claro que luchará por limpiar su nombre, insistiendo en que no tomó más que la dosis permitida de salbutamol. Podría someterse a una serie de pruebas de laboratorio para tratar de replicar y explicar por qué se encontró el doble de la dosis legal de salbutamol en su orina.

«Lo entiendo completamente, entiendo las preocupaciones. He sido ciclista durante diez años y sé cómo algunas personas pueden ver nuestro deporte. Esa es una responsabilidad que tomo muy en serio», dijo Froome en la breve entrevista.

«Soy un asmático y lo he sido desde que era un niño. Utilizo un inhalador para ayudarme a controlar mi asma, pero nunca he tomado más inhalaciones de las que me permiten.”

«Esta es una situación bastante horrible si soy honesto. Estamos trabajando tan duro como podemos para llegar al fondo de esto”.

Froome y Team Sky confirmaron que apuntarían al Giro de Italia 2018 el 29 de noviembre a pesar de conocer los hallazgos analíticos adversos y sus consecuencias.

Chris Froome insistió en que sus objetivos no han cambiado cuando se le preguntó sobre cuáles van a ser sus planes la próxima temporada:

«Actualmente estamos en un campo de entrenamiento, antes de prepararnos para el Giro de Italia del próximo año, mi primer objetivo, antes de mi mayor desafío, ganar el Tour de Francia por quinta vez», dijo.