Fabio Aru (Astana)

Un día dramático en el Tour de Francia para Fabio Aru (Astana) vio al italiano pasar a la segunda posición de la General después de terminar la etapa junto a Chris Froome (Team Sky). Pero tan pronto como Aru cruzó la línea, se encontró en el centro de una tormenta mediática por su ataque mientras Froome pedía una asistencia técnica.

El ataque de Aru se detuvo inmediatamente después de que el pelotón de favoritos, encabezado por Richie Porte (BMC Racing Team), insistiera en que todo el mundo se calmara y esperara a Froome.

Esta acción produjo una serie de preguntas posteriores a la etapa para Aru que no tenían nada que ver con su fuerte y consistente actuación en la etapa de montaña más difícil del Tour. En vez de eso, las preguntas tenían más que ver con el ataque que realizo cuando en ese preciso momento Froome pedía una asistencia técnica.

Esta controversia tuvo ciertos paralelos con la situación que surgió cuando su ex compañero de equipo, Vincenzo Nibali, atacara a Froome durante el Tour de Francia de 2015, coincidentemente cuando Froome había tenido un problema mecánico con su rueda trasera.

«No sabía que Froome había tenido un inconveniente mecánico. Cuando me enteré, me detuve», dijo Aru después a la televisión italiana.

Froome dijo al término de la etapa que no vio salir el ataque de Aru ya que había estado demasiado ocupado buscando una bicicleta de reemplazo para prestar atención a lo que estaba haciendo Aru.

También dijo que no había nada de resentimientos. Respecto a un incidente posterior en la misma subida cuando aparentemente convergió con Aru a un lado de la carretera, Froome dijo que debido a que perdía el control de su bicicleta y que no fue alguna acción mal intencionada.

En declaraciones a los periodistas, Aru añadió: «No vi nada porque todo sucedió justo cuando iba a atacar. Siempre quise probar por una victoria de etapa. No vi que había tenido un percance mecánico. No había abierto una gran brecha. Quería atacar justo en ese punto, a seis kilómetros de la cumbre. No vi nada. Cuando escuchamos a través de la radio que Froome tenía un problema, paré.”

Corroboró la afirmación de Froome de un supuesto incidente más tarde, cuando los dos ciclistas chocaron sus hombros a un lado de la carretera, simplemente había ocurrido porque Froome, como decía el británico, estaba a punto de caer y perdía el control de su bicicleta. «No fue de ninguna manera una acción voluntaria», insistió Aru.

Agregó que no había discutido el tema con Froome cuando el británico, Aru y Fuglsang formaron una alianza temporal para perseguir a Romain Bardet (Ag2R La Mondiale) más tarde en la etapa. «No hablamos de lo que había sucedido antes, no había ninguna necesidad, yo había parado», insistió.

En general, Aru concluyó: «Fue una etapa muy difícil, igual de bien que no hubo demasiada lluvia porque los descensos eran muy resbaladizos y hubieran sido aún más peligrosos. Traté de quedarme en el frente, pero estaba justo allí cuando Thomas cayó.»

Después de ganar en La Planche des Belles Filles y luego terminó con fuerza en la etapa crucial del domingo, Aru dijo que estaba contento con su rendimiento, lo que le deja en segundo lugar a 18 segundos. «Pero hay un largo camino por recorrer», advirtió, «sólo hemos llegado al día de descanso, veremos mañana».