Mikel Landa tiene un acuerdo con el Movistar Team

Agosto aun no llega y desde ya se escuchan rumores sobre nuevos fichajes. En esta oportunidad le  toco el turno al ciclista vasco Mikel Landa (Team Sky) quien según el diario italiano La Gazzetta dello Sport, el ciclista español ya tendría un acuerdo cerrado con el Movistar Team para forma parte de la escuadra telefónica a partir de la temporada 2018, aunque aún no hay nada oficial al respecto.

Mikel Landa, de 27 años de edad, es uno de los grandes ciclistas españoles que hacen presencia en el pelotón internacional y se espera como el relevo natural de Alejandro Valverde en el equipo «telefónico”. Mikel Landa cuenta con una serie de resultados que lo posicionan como uno de los ciclistas con mayor proyección y con opciones de conseguir excelente resultados en las Grandes Vueltas.

Landa al parecer ha descartado otras grandes ofertas hechas por Astana, que pretendía recuperarlo, pues ya hacia parte de la plantilla del equipo de Alexandre Vinokourov en 2014 y 2015.

Otro equipo que se une a la puja para conseguir los servicios de Mikel Landa es el Bahrain-Merida de Vincenzo Nibali quienes fueron compañeros de equipo en sus instancia en el Astana.

Bahrain-Merida está en busca de ciclistas de calidad que refuercen el proyecto y que sean referencias en las grandes vueltas ciclísticas.

Otra posibilidad, y contraparte a lo filtrado por La Gazzetta dello Sport, el diario español MARCA a comunicado que según sus fuentes cercanas al ciclista vasco aún no hay ningún tipo de acuerdo con el Movistar Team y que la posibilidad de renovar su contrato con el Team Sky está tomando cada día más fuerza.

Sea cual sea el futuro de Landa, se tendrá que esperar hasta el mes de agosto que es donde se pueden hacer oficiales los acuerdos, traspaso y fichajes de ciclistas.

Recientemente Mikel Landa consiguió hacerse de la Maglia Azzurra del Giro de Italia como mejor ciclista escalador, además de una victoria de etapa y ocupar en dos oportunidades el segundo lugar de la jornada, todo esto después de sufrir una aparatosa caída en la novena etapa del Giro de Italia a las faltas de la ascensión al Blockhaus.