Chris Froome

ASO, empresa organizadora del Tour de Francia, busca impedir la participación del ciclista británico Chris Froome en la Gran Vuelta francesa debido a que aún no hay decisión sobre su polémico caso con el salbutamol.

A principios de esta semana, Bernard Hinault, durante muchos años parte de la organización Tour de France, habló enérgicamente contra Chris Froome. El francés y Eddy Merckx anteriormente eran los únicos dos corredores que han ganado tres Grandes Vueltas diferentes consecutivamente; Froome se unió a ellos el domingo, y Hinault no está muy contento con ello!

“Froome no pertenece a esa lista”, le dijo a Het Laatste Nieuws. “Arrojo una prueba positiva en la Vuelta, y luego su muestra B resultó positiva, por lo que ha usado dopaje y debe ser suspendido. Nunca debería haberle permitido comenzar en el Giro”.

Hinault se retiró de su puesto en el Tour de Francia, pero parece que sus comentarios también pueden reflejar lo que piensa ASO, empresa organizadora del Tour. De acuerdo con La Gazzetta dello Sport, se han reafirmado los rumores de que ASO podría bloquear la participación de Froome en el Tour.

El periódico italiano ha dicho que los organizadores harán lo que puedan para evitar que Froome comience el Tour. Cita fuentes francesas no identificadas que afirman que los organizadores tienen reservas sobre el caso de salbutamol y el hecho de que pueda participar en el Tour mientras todavía está en el aire, sin una resolución final, no es algo que agrade a los altos mandos de la Gran Vuelta francesa.

Según el periodista de La Gazzetta, Ciro Scognamiglio, ASO trataría de evitar que Froome comience sobre la base del daño que podría causar a la reputación del Tour. En las normas del Tour de Francia aparece esta regla, al igual que la UCI. En marzo, el presidente de la UCI, David Lappartient, dijo que, en teoría, el órgano rector también podría tomar esta acción, pero dijo que en ese momento no quería hacerlo.

“Es posible y es cierto que tenemos este poder”, dijo, según el periódico The Guardian. “Pero para el salbutamol, nunca se ha hecho, y tenemos que respetar los derechos de Chris Froome. No es posible tener un tratamiento específico para él.”

“Y ninguna otra federación internacional ha tomado esta decisión para casos con el salbutamol. Entonces, si fuéramos la única federación internacional que hiciera esto -y solo por un ciclista-, creo que estaríamos equivocados y podríamos perder gravemente si acudiera TAS”.

Sin embargo, ASO es una organización privada en lugar de un órgano de gobierno y presumiblemente cree que tendría una mejor oportunidad de defender cualquier impugnación legal a tal decisión.

A pesar de eso, La Gazzetta señala que el Tour trató de impedir que Tom Boonen corriera la carrera en 2009 cuando dio positivo en la prueba de cocaína. Ya había dado positivo antes del evento en 2008 y en esa ocasión, su equipo de Quick-Step suplicó a los organizadores del Tour que lo dejaran participar en la carrera. Él participó en 2008, pero cuando volvió a dar positivo en 2009, ASO intentó bloquearlo.

Boonen desafió esto al Comité Olímpico Francés y dictaminó que debería poder participar en la carrera. Queda por ver qué tan exitoso sería ASO si intenta impedir la participación de Froome en julio.

En marzo, el director de carrera del Tour de Francia, Christian Prudhomme, dijo que consideraba que las largas demoras en dar el veredicto final en el caso Froome fuera “completamente grotesco”. Dijo que el Tour de Francia necesitaba una respuesta de la UCI “para que no digan después que un ciclista no debía haber participado desde el inicio”.

Lappartient admitió recientemente que había una probabilidad creciente de que el caso no se resolviera antes del Tour. Esto parece haber dejado a ASO en la posición en la que debe actuar por su propia cuenta si no quiere que un ciclista aún bajo investigación corra, y potencialmente gane el Tour de Francia.