Chris Froome

Chris Froome perdió un poco más de tiempo ante los principales contendientes de la general en la etapa 11 del Giro de Italia, y admitió que su accidente antes de la prueba contrarreloj le está afectando.

El ciclista del Team Sky finalizó la etapa a 40 segundos del ganador y líder de la carrera, Simon Yates (Mitchelton-Scott), resultado de lo hizo abandonar el top 10 de la clasificación general.

“Fue un día difícil. No fue tan largo, pero después de la etapa de ayer fue un final bastante brutal”, le dijo a Jonathan Edwards de Eurosport.

Cuando se le preguntó sobre el accidente que sufrió mientras reconocía la contrarreloj en Israel, el británico admitió que sí tuvo un efecto negativo.

“No voy a mentir. Me lleve un buen golpe, ese choque, antes del inicio en Jerusalén. He sentido mucho dolor en el lado derecho. En este juego, si no estás absolutamente bien no hay forma de esconderse, o solo puedes esconderlo por algún tiempo. Pero todavía estoy progresando durante toda la carrera, todavía estoy escamoteando y esperando hacer lo mejor que pueda.”

Las opciones de Froome de estar en lo más alto del pódium final del Giro cada día se esfuman, a pesar de ello, el británico sigue insistiendo que lo intentara y seguirá peleando.

“Voy a seguir peleando. Es bueno tener esta carrera en las piernas. No he competido mucho este año, así que es bueno competir. No perdí la esperanza. Ayer vimos con Esteban (Chaves), qué tan rápido puede cambiar esta carrera para cualquiera de esos ciclistas de la general. Así que voy a seguir jugando. El equipo está motivado, estoy motivado y voy a hacer todo lo que pueda”.

Froome también hablo sobre su compatriota Simon Yates el cual esta intratable hasta el momento en la carrera italiana: “Está volando y estoy realmente feliz por él. Es increíble ver a otro británico con el Jersey rosa y tiene muchas posibilidades de ganarlo”.