Fabio Aru (UAE Team Emirates)

Fabio Aru (UAE Team Emirates) admitió que no estaba al mismo nivel que sus potenciales rivales del Giro de Italia cuando el Tour de los Alpes comenzó el lunes, pero día tras día, ataque tras ataque, ha sido capaz de cerrar la brecha , lo que indica que será un verdadero contendiente en el Giro de Italia en mayo.

Aru a menudo corre con mucho corazón, haciendo caso omiso a sus piernas mientras busca el éxito. El ciclista italiano bailó en los pedales con su característico estilo de balanceo de pierna, sufriendo en las pendientes más pronunciadas, pero su ritmo fue constante ya que se abrió paso a través de un ataque y se distanció de los grandes nombres en el pelotón.

Froome necesito de un gran esfuerzo de su compañero Kenny Elissonde para llegar a Aru, mientras que Thibaut Pinot (Groupama-FDJ) tuvo que estar atento para proteger su ventaja en la carrera. Aru fue capturado antes de llegar al final del puerto, pero también impresiono por la forma en que logró mantenerse mientras Froome y otros atacaban. Terminó en el quinto lugar en la etapa y continua quinto en la general, a 50 segundos de Pinot.

“Es importante ponerte a prueba a ti mismo y a tu cuerpo. Quería demostrar que no estoy en el Tour de los Alpes solo para ser uno más”, dijo con orgullo. “Estoy aquí para prepararme para el Giro de Italia como la mayoría de las personas, pero también quiero hacer algo. No soy tan fuerte como los demás, pero aun así lo intentaré”.

Aru perdió 24 segundos en la primera etapa y 34 segundos en el final de montaña en Alpe di Pampeago, pero desde entonces ha terminado con el mismo tiempo que Pinot y Froome.

“Estoy creciendo día tras día”, dijo sin rodeos. “Cada vez que he hecho el Giro de Italia, esta ha sido la carrera perfecta para prepararme de la mejor manera posible. Es lo mismo este año. Estoy sufriendo pero estoy al frente y dándolo todo. Eso es importante”.

Aru fue interrogado acerca de hablar con Froome antes de su ataque, pero evitó revelar exactamente lo que se dijo.

“Sí, hablamos. Pero fue porque Pinot solo tenía un compañero de equipo. Eso es todo…” dijo, manteniéndose tímido sobre una posible alianza para enfrentarse al francés.

Aru parece estar emulando a Froome y estudiándolo en su preparación para el Giro de Italia. Siguió a Froome en el rápido descenso del Bannberg y luego cerró el ataque del británico en los últimos kilómetros.

“Estuve a menudo a la rueda de Froome el año pasado en el Tour de Francia, es el lugar correcto para estar, es importante marcar a los corredores más peligrosos”, sugirió.

Aru también probó suerte en el sprint como práctica para el Giro de Italia y la lucha por bonos de tiempo.

“Siempre intentaré y probaré en los sprints, pero sé que no soy Mario Cipollini”, concluyó.