Compartir
Michael Goolaerts

Los resultados de una autopsia confirmaron que el belga Michael Goolaerts sufrió un paro cardíaco que le causó una caída durante la Paris-Roubaix el domingo, informó la agencia AFP el miércoles.

Goolaerts estaba inconsciente y no respiraba cuando los médicos llegaron a su atención. Llevaron a cabo esfuerzos de resucitación hasta que pudo ser transportado en helicóptero a un hospital en Lille, donde desafortunadamente falleció.

El ciclista del Veranda Willems-Crelan, de 23 años, fue declarado oficialmente muerto el domingo por la noche.

“La autopsia confirma la hipótesis anterior de que la muerte se debió a un ataque cardíaco y no a una caída”, dijo Remy Schwartz de la fiscalía de Cambrai, según AFP. “Sufrió un ataque mientras competía. Su corazón se detuvo, y por eso se accidento”.

Las autoridades están llevando a cabo una investigación no penal sobre la muerte súbita del joven ciclista, que continuará con la búsqueda de más pruebas que esclarezcan el suceso.

“Por ahora, llevaremos a cabo exámenes toxicológicos y patológicos para determinar la causa real del ataque”, dijo Schwartz.

La noticia llega cuando el escuadrón Veranda, Willems-Crelan honró la memoria de Goolaerts al inicio de la Flecha Brabanzona en Leuven, Bélgica. El equipo compitió en la carrera, con Dries De Bondt haciendo parte de la fuga principal. Los organizadores de la carrera guardaron un minuto de silencio en honor a Goolaerts.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here