Compartir
Team Sky - Logo

Como si el caso Froome no fuera suficiente para el Team Sky, el equipo británico ha sido acusado en un informe demoledor de usar sustancias dopantes de forma intencional para mejorar el rendimiento de Bradley Wiggins y varios ciclistas de la escuadra.

Las conclusiones del informe del Comité Digital, Cultura, Medios de Comunicación y Deporte sobre “Lucha contra el Dopaje en el Deporte” han proporcionado una acusación condenatoria a la British Cycling, Team Sky y su director, Dave Brailsford.

El informe, después de casi tres años de investigación, y lanzado públicamente este lunes, establece un análisis detallado de las prácticas médicas utilizadas y abusadas tanto por la British Cycling como por el Team Sky, y arroja más luz sobre su menguante credibilidad a través de los ojos del Comité. También se incluyeron nuevas pruebas y un testimonio sorprendente que indicaba la creencia del Comité de que los ciclistas del Team Sky, aparte de Bradley Wiggins, fueron tratados con corticoidesteroides fuera de competencia para perder peso antes del Tour de Francia 2012. El uso de los corticoidesteroides no es ilegal per se, pero si una táctica que daña aún más la credibilidad del Team Sky y la posición de Dave Brailsford.

Dave Brailsford y Bradley Wiggins
Dave Brailsford y Bradley Wiggins

El informe también establece que el Consejo Médico General debe tomar “medidas apropiadas” en relación con el Dr. Freeman, el hombre en el centro de la polémica del infame jiffy-bag, y que Team Sky y British Cycling deben proporcionar una compensación a la UK Anti-Doping. También hay un llamado del Comité para que ciertos delitos de dopaje sean criminalizados.

Los hallazgos del selecto Comité no caerán nada bien a la British Cycling en Manchester, Team Sky y Brailsford, despues de poner en tela de juicio la integridad, sobretodo de este último, no solo por la falta de registros médicos del Team Sky en relación con Wiggins, sino por el uso de productos médicos en maneras cuestionables y poco éticas. Sin embargo, la caída en desgracia de Brailsford se sentirá aún más fuerte dado que el Comité planteó serias preocupaciones sobre la exactitud de su testimonio ante ellos.

“Contrario al testimonio de David Brailsford frente al Comité, creemos que Team Sky estaba usando drogas, dentro de las reglas de WADA, para mejorar el rendimiento de los ciclistas, y no solo para tratar las necesidades médicas”, dice el informe.

“De la evidencia que ha recibido el Comité con respecto al uso de triamcinolona en Team Sky durante el período de investigación, y particularmente en 2012, creemos que este potente corticosteroide se estaba utilizando para preparar a Bradley Wiggins, y posiblemente a otros ciclistas para el Tour de Francia. El objetivo no era tratar la necesidad médica, sino mejorar su relación potencia-peso antes de la carrera. La solicitud de TUE para la triamcinolona para Bradley Wiggins, antes del Tour de Francia 2012, también le brindaba beneficios por sus propiedades en la mejora de rendimiento de esta droga durante la carrera”.

Team Sky respondió el domingo por la noche con una declaración, negando la acusación:

“El Informe detalla nuevamente áreas del pasado en las que ya hemos reconocido que el equipo no cumplió. Nos responsabilizamos totalmente de los errores cometidos. Escribimos al Comité en marzo de 2017 explicando en detalle los pasos que dimos en los años posteriores y correcciones, incluido, por ejemplo, el fortalecimiento de nuestro registro médico”, decía la declaración del Team Sky.

“Sin embargo, el informe también afirma seriamente que el equipo ha utilizado medicamentos para mejorar el rendimiento. Rechazamos esto con fuerza. El informe también incluye una denuncia de uso generalizado de triamcinolona por parte de los ciclistas de Team Sky antes del Tour de Francia 2012. Nos oponemos enérgicamente a esta acusación. Estamos sorprendidos y decepcionados de que el Comité haya optado por presentar un reclamo anónimo y potencialmente malintencionado de esta manera, sin presentar ninguna prueba o darnos la oportunidad de responder. Esto es injusto para el equipo y para los ciclistas en cuestión”.

Dave Brailsford - Team Sky
Dave Brailsford – Team Sky

El informe también se centró en las circunstancias que llevaron a Team Sky a enviar a Simon Cope con el paquete médico al Dauphiné, cuando el aparente contenido, según Team Sky -un descongestionante de venta libre- estaba disponible en una farmacia cercana. En esta ocasión, en 2011, cuando Matt Lawton, del Daily Mail, se enteró por primera vez de la historia, se encontró con información inexacta de Brailsford, quien insistió en que Cope no estaba en el Dauphiné para Team Sky, sino por Emma Pooley. Cuando se demostró que era falso, el director del equipo le ofreció a Lawton la posibilidad de una historia diferente sobre otro asunto en un intento claro de desviar la atención. Él le dijo a Lawton, “si no escribiste la historia, ¿hay algo más que se pueda hacer?”

Dave Brailsford felicitando a Bradley Wiggins
Dave Brailsford felicitando a Bradley Wiggins

El Comité, como la UKAD, se topó con un muro de ladrillos debido a la falta de evidencia sobre el paquete, pero planteó serias dudas sobre la versión de los eventos del Team Sky.

“Para muchas personas, la historia completa del paquete parece inverosímil, por decir lo menos”, dice el informe.

“Si el paquete se necesitaba con urgencia, ¿por qué, de acuerdo con los registros de viaje entregados al Comité por British Cycling, Simon Cope lo recogió de Manchester el 8 de junio, pero no salió con él hasta el 12 de junio? Si el paquete contiene Fluimucil, ¿por qué se le pidió a alguien que lo trajera desde Manchester, cuando una de las farmacias donde Team Sky había obtenido previamente este mismo medicamento estaba a solo unas horas de viaje en Suiza, en la Pharmacie De La Plaine, en Yverdon”.

El informe critica la falta de liderazgo y supervisión con respecto al Dr. Freeman y las operaciones médicas dentro de Team Sky. El hecho de que nadie, ni el hombre que empacó la bolsa en Manchester, ni el correo, médico, jefe de equipo o atleta podría proporcionar una pizca de evidencia de que realmente el paquete contenía Fluimucil, podría ser visto como un incidente aislado, pero el Comité encontró fallas sistémicas cuando se trataba de prácticas médicas tanto en Team Sky como en la British Cycling. Aparentemente, el Dr. Freeman estaba operando fuera de la autoridad del equipo y no estaba usando el protocolo del equipo para mantener registros médicos del ciclista estrella del Team Sky.

El informe encontró eso impactante, por decir lo menos:

“A pesar de que era política de Team Sky que los registros médicos de los usuarios se subieran a un sitio compartido de almacenamiento en la nube, esto nunca se hizo. Tampoco, en los tres años del 2011 al 2014, nadie en Team Sky verificó esto, e insisten en que se cargaron los registros. Esto es, aún más, carente de credibilidad, dado que estos no fueron solo los registros de un corredor júnior, sino los del ciclista líder del equipo.”

“Las declaraciones del Team Sky de que entrenadores y gerentes de equipo desconocen en gran medida los métodos utilizados por el personal médico para preparar a los ciclistas para las principales carreras parecen increíbles e inconsistentes con su objetivo original de ganar limpio y mantener los más altos estándares éticos dentro de su deporte”, agrega el informe.

“¿Cómo puede David Brailsford asegurarse de que su equipo cumpla con sus requisitos, si no sabe y no puede decir qué medicamentos les están dando los médicos? David Brailsford debe asumir la responsabilidad de estos fallos”.

También se reveló que Shane Sutton proporcionó al comité una segunda descarga de evidencia, ya que apareció ante los MP junto a Cope y Brailsford. Según el informe, Sutton, escribió al comité, diciéndoles que “lo que Brad estaba haciendo no era ético, pero no en contra de las reglas”.

Hay una ironía en todo esto, por supuesto. Hubo un tiempo en que Team Sky y Brailsford eran tan utópicos en sus puntos de vista sobre antidopaje y “ser limpios” que construyeron un muro hecho a su alrededor. Proyectaron, o de hecho inventaron, la percepción de ser los más limpios y más inteligentes del pelotón. Sin embargo, con cada golpe, ya sea a través de Fancy Bears, TUEs, UKAD, el Comité y ahora el caso antidopaje de Chris Froome, su muro de credibilidad ha sido reducido a escombros. Si alguna vez hubo un tiempo para que Brailsford se retirara del ciclismo con un poco de credibilidad, en estos momentos no hay nada, el sencillamente está bajo los escombros.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here