Chris Froome (Gran Bretaña)

Chris Froome (Gran Bretaña) no se equivocó cuando eligió a Tom Dumoulin (Holanda) como el favorito para la prueba contrarreloj en el Campeonato Mundial.

Froome, que llegó al evento tras ganar el Tour de Francia y la Vuelta a España, partió 90 segundos por delante de Dumoulin, pero desde los primeros tiempos intermedios quedaba claro que el par operaba en diferentes niveles.

Dumoulin estaba a la cabeza después de 11 kilómetros y nunca miró hacia atrás, mientras que Froome perdía tiempo y poco a poco paso del 10º en el primer tiempo intermedio a tercero en el final del recorrido. Sin embargo, Froome nunca fue una amenaza para el holandés y en la línea de meta 1:21 separó a la pareja, con Primoz Roglic perdiendo 57 segundos para tomar la plata.

La primera pregunta que le hicieron a Froome después de la carrera fue, por supuesto, sobre el rendimiento de Dumoulin:

“Ha estado fuerte por un par de años y ha estado en el primer nivel por un tiempo, no es una sorpresa, ha tenido una temporada fantástica, ganando el Giro y luego centrándose en el título de este Mundial.”, dijo el ganador del Tour.

“Llegando al último kilómetro, obviamente estaba dándolo todo y no había mucho tiempo para mirar que estaba pasando, pero podía oír a la gente aplaudir detrás de mí. En un momento miré por encima de mi hombro y pude ver el jersey naranja detrás de mí! él estaba volando, eso no cambió nada para mí, lo di todo”.

Froome deja los Mundiales con dos medallas de bronce en su bolsillo tras la actuación del Team Sky en la contrarreloj por equipos.

“Me alegro de que estuviera aquí y no estuviera sentado en casa viendo la carrera en la televisión, y preguntándome dónde podría haber estado. Yo estuve aquí, di todo lo que tenía y estoy contento con el esfuerzo que puse hoy en día.”

“Nunca he sido medallista en los Campeonatos del Mundo, es un final increíble para lo que ha sido una temporada inolvidable para mí. Obviamente el Tour de Francia y la Vuelta fueron lo más destacado para mí este año. Di todo lo que tenía, con lo que quedaba en mis piernas, estoy agradecido de haber llegado al final de la temporada, estoy deseando pasar algún tiempo con la familia ahora”.

En la zona mixta en la parte superior de Mont Fløyen, rindió homenaje a la actuación de Dumoulin.

“Las condiciones eran las mismas para Tom Dumoulin como para mí, le doy enormes felicitaciones a Tom. Él era el hombre más fuerte hoy. No tengo arrepentimientos. Le di todo lo que tenía y yo preferiría estar aquí y ganar la medalla de bronce que estar en casa preguntándome ‘¿y si estuviera allá’? Así que la pregunta ha sido contestada.”

No hubo tiempo para preguntarle a Froome sobre la posible batalla que él y Dumoulin podrían representar en el Tour de Francia del próximo año. Esas preguntas tendrán que esperar otro día, pero será interesante ver que dice el ganador de cuatro Tour de Francia.