Compartir
Miguel Ángel López

Miguel Ángel López (Astana) ocupó el tercer puesto en la etapa 17 de la Vuelta a España, ganando tiempo con algunos de sus rivales pero perdiendo ante Alberto Contador.

El ciclista del Astana atacó junto con Contador, pero posteriormente fue perdiendo la rueda del español y terminó en un grupo con Vincenzo Nibali e Ilnur Zakarin. Chris Froome cruzó la línea 42 segundos después.

“El equipo ha trabajado mucho para reducir la diferencia con la fuga, pero fue una etapa difícil, adecuada para la fuga y tomar mucho tiempo y así fue, al final no pudimos acercarnos mucho más, y comenzaron la subida con mucha ventaja.”

“Al final lanzamos un ataque y  las piernas ya están muy cansadas, se puede decir, pero esperamos que podamos seguir adelante”.

López puede estar por delante de Fabio Aru en la clasificación general, pero insiste en que el italiano sigue siendo el líder del equipo en esta carrera.

“Por el momento estoy por delante de Fabio, pero debido a los resultados y la experiencia, él es el líder y el año que viene, tal vez un día voy a ser el líder”, dijo.

La posibilidad de que López termine en el podio de la carrera española parece más difícil después de esta etapa, ya que las oportunidades de ganar tiempo a sus rivales directos comienzan a desvanecerse. Sin embargo, el sudamericano no considera el podio un objetivo principal en este momento.

“No pienso mucho en el podio, veremos cómo continúa la carrera, por el momento este es mi primera Gran Vuelta, así que estoy tratando de disfrutar al máximo poco a poco, vivo día a día y tendré otras oportunidades”.

López describió la subida de Los Machucos como “muy dura y muy exigente”.

“El camino también estaba un poco húmedo y cuando estaba sobre los pedales la rueda de atrás resbalaba mucho, era muy difícil, se sentía muy largo, pero ahora tenemos otro difícil, el Angliru”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here