Alejandro Valverde (Movistar)

Alejandro Valverde (Movistar), es el nuevo líder de la Vuelta al País Vasco 2017 tras conseguir la victoria en Arrate. En declaraciones después de acabar la etapa, el murciano considera que la “general aún está en el aire” a falta de la cronometrada de este sábado en Éibar, si bien admite que tendrá “una oportunidad muy buena” de adjudicarse la carrera.

“La general todavía está en el aire. Estoy de líder y mañana en la crono tendré una oportunidad muy buena. Psicológicamente es importante salir el último, porque conoceré las referencias de todos los demás. He sacado poco tiempo, pero estoy contento con la etapa”, dijo el líder del Movistar.

Valverde, quien está a punto de cumplir 37 años, obtuvo la octava etapa de la temporada y la 105 desde que debutara en esta misma carrera en 2003. En Éibar podría conseguir su primera victoria general en la Vuelta al País Vasco, aunque “El Bala” no mostró presión al respecto.

“Mañana trataré de ganar, claro, pero, salga lo que salga, yo estoy contento. Llevo 8 victorias y dos Vueltas, si no gano tampoco pasaría nada”, señaló.

Valverde, el más activo en la subida a Arrate dentro del grupo de favoritos, explicó la maniobra que le condujo hasta la victoria.

“Aceleré para alcanzar a los dos que iban por delante y vi que la gente sufría. Sabía que podía ganar y al final he conseguido una victoria importante”.

Alejandro hablo también sobre el desafortunado accidente de Samuel Sánchez en el descenso que conducía a meta, ya dentro del último kilómetro.

“La caída de Samuel Sánchez ha sido muy fea, y lo siento por él porque es muy amigo mío. Ha sido una pena, pero son cosas que pasan. Le vi caer porque iba delante de mí”, concluyó.